miércoles, 21 de julio de 2010

Estetica al día

>Tips de belleza<

Fangoterapia
El barro o arcilla, principal componente de la fangoterapia es una fuente formidable de energía y salud cuyas sales minerales son una necesidad vital de nuestro organismo.

Antiguamente, el barro era utilizado por los Griegos, Romanos, Árabes y antiguos pueblos civilizados de Oriente. Todos ellos lo utilizaban en el tratamiento de diversas enfermedades. Luego cayó en el olvido, para volver a imponerse en la medicina actual. Tal es así que en Alemania, Norteamérica, Suiza, Escandinavia, Australia y otros países, existen centros de salud dotados de todos los adelantos modernos en los cuales se aplican los tratamientos con barro a nivel curativo.
Entre las muchas propiedades del fango se pueden destacar las siguientes:
- desinflamante
- refrescante
- absorbente
- descongestivo
- purificante
- antiséptico
- cicatrizante
- calmante

La fangoterapia es una técnica utilizada para tratamientos tanto corporales como faciales, mejorando la textura de la piel y dándole suavidad. El fango, usado en cosmética, sirve para tratar con éxito tanto el acné como la celulitis, signos de envejecimiento y muchísimas patologías de la piel. Combinándolo con distintos aceites esenciales de hierbas curativas se pueden obtener resultados rápidos y extraordinarios para la belleza y salud. Pero no sólo puede beneficiar al cuerpo y al cutis, sino también al cabello ya que se ha probado su efectividad en casos de alopecia, porque libera al cabello de impurezas acumuladas y grasitud.
Otro de sus excelentes beneficios es su capacidad de activar la circulación sanguínea, movilizando el agua corporal cuando hay retención de líquidos y con un poder asombroso de absorción.
Los baños de fango son revitalizantes aunque no haya ninguna dolencia a tratar y como “ sin salud no hay belleza” es importante además acompañar este tratamiento con una alimentación correcta que implica fundamentalmente una buena hidratación.

Importante: La información y/o conceptos contenidos en esta nota no pretenden constituir un diagnóstico, consejo y/o tratamiento médico ni sustituir en ningún caso aquellos prescriptos por su profesional médico habilitado y calificado. Ante cualquier duda consulte a su médico.
Publicar un comentario